Interna en la UCR: Martín Lousteau y Gerardo Morales se adjudican una cuota del triunfo en las PASO y vuelve la tensión

De un lado está Martín Lousteau. Y del otro, Gerardo Morales. Con la derrota del Gobierno aún caliente, en medio de rumores de cambios de gabinete, y mientras Juntos por el Cambio se debate cómo sostener el batacazo en las generales, en la UCR crece la tensión interna entre el senador porteño y el gobernador de Jujuy…

interna-en-la-ucr:-martin-lousteau-y-gerardo-morales-se-adjudican-una-cuota-del-triunfo-en-las-paso-y-vuelve-la-tension

De un lado está Martín Lousteau. Y del otro, Gerardo Morales. Con la derrota del Gobierno aún caliente, en medio de rumores de cambios de gabinete, y mientras Juntos por el Cambio se debate cómo sostener el batacazo en las generales, en la UCR crece la tensión interna entre el senador porteño y el gobernador de Jujuy por ver quién salió mejor parado el domingo electoral. Y cada uno tiene sus argumentos.

Aunque ninguno de los dos compitió en las boletas, los dos se pusieron la campaña al hombro en diferentes provincias y sobre el cierre el tema escaló a mayores cuando el ex embajador trató a Morales de “hipócrita” y dijo: “El ladrón cree que son todos de su condición”.

Todo terminó con un llamado cordial y un pedido de disculpas, pero tras las PASO volvieron los chispazos. Ahora cada uno hace su juego y empezaron a circular en los pasillos del centenario partido interpretaciones contrapuestas sobre quién fue el gran ganador radical de las primarias.

¿Qué dicen cerca de Morales?

Los gobernadores Gerardo Morales y Gustavo Valdes en el acto de cierre de Facundo Manes. Foto Juano Tesone.

Su análisis es tajante: “Lousteau perdió en todos los lugares que se presentó”, esgrimen y solo le adjudican como único triunfo el de Luis Juez y Rodrigo de Loredo en Córdoba, donde el senador fue a hacer campaña junto a Martín Tetaz. “Obvio que no por sus virtudes”, disparan.

Allí, el líder de Evolución mantuvo cruces públicos con Mario Negri, jefe del interbloque de JxC y uno de los grande derrotados del domingo, que ya venía dándose desde la interna partidaria.

“Todas las listas radicales apoyadas por Gerardo son las que ganaron”, se defienden. La excepción, explican, fue Córdoba y Tucumán. Y hacen un recuento: dicen que en Santa Cruz, donde el frente de JxC derrotó al kirchnerismo, ganó la diputada Roxana Reyes, que era “su lista”, mientras que Omar Zeidán, delfín del porteño salió cuarto.

En La Pampa, marcan, también se alzaron con el triunfo porque Daniel Kroenenberger, que selló un acuerdo con Martín Maquieyra (PRO), ganó la interna y será candidato a senador. “Perdieron Lousteau y Nosiglia con ‘Poli’ Altolaguirre”, disparan.

Lo mismo, explican, pasó en Chaco, donde la lista que apadrinaba Ángel Rozas y llevaba a Juan Carlos Polini superó a la de Roy Nikish, Juntos por el Cambio + Evolución, que llevaba el sello de Lousteau y Emiliano Yacobitti, referentes del radicalismo porteño.

“Formosa es la lista de Luis Naidenoff que apoyamos todos y juegan con nosotros”, señalaron cerca del gobernador jujeño. La puja en Santiago del Estero, donde Gerardo Zamora hizo valer su poder y fue una de las pocas provincias donde la oposición no hizo pie (quedó 40% abajo del Frente Cívico), también enfrentó a ambos. La lista de Lucila Rached, referente del espacio de Guga, perdió la interna.

La pelea en Santa Fe, según los jujeños, también se saldó a favor de ellos. “Ganó la lista de Barletta que apoyamos nosotros y perdió la lista de Lousteau, Nosiglia, y Rodríguez Larreta”.

Mis felicitaciones y acompañamiento a nuestros referentes de Santa Fe @barlettamario y @carolinalosada que representan el radicalismo que necesita Juntos por el Cambio en todo el país.

— Gerardo Morales (@GerardoMorales) September 13, 2021

En ese distrito, el exembajador argentino en EE.UU. apoyó a Maximiliano Pullaro, exministro de Seguridad, que por momentos estuvo arriba en el conteo, pero terminó perdiendo a manos de una de las sorpresas de la elección: la periodista Carolina Losada. Allí “Cambiemos con ganas” obtuvo el 30,67% contra el 28,57% de Evolución.

San Luis fue historia aparte. Allí todos los radicales tuvieron un desempeño electoral para el olvido. Unido por San Luis, de Claudio Poggi, le arrebató el triunfo a los Rodríguez Saá en su feudo con el 49,92% contra el 37,36% de Fuerza San Luis. La UCR obtuvo apenas un 6,43% en su interna: se impuso José Ricardo.

En Provincia de Buenos Aires, cerca de Morales afirman que fue un apoyo incondicional para Facundo Manes en su incursión a la política. Es más, dicen que fue uno de los que lo convenció para que “diera el salto” y participara en política.

En medio de la campaña hubo reproches del gobernador de Jujuy para que el senador radical caminara la provincia con el neurocientífico. Ese fue uno de los puntos de conflicto entre ambos.

En ese desglose territorial, señalan a Gustavo Váldes como un aliado de Morales y explican que en Entre Ríos apoyaron a Atilio Benedetti, que es tropa propia, e iba en la lista de Rogelio Frigerio, gran ganador de la interna.

Sin embargo, el dirigente ruralista no quedó en la lista porque el intendente de Chajarí, Pedro Galimberti, sacó el 31,81% e integrará las candidaturas. Aunque aclaran: “Él también es nuestro”. Un juego a dos puntas.

¿Qué dicen cerca de Lousteau?

Martin Lousteau en el cierre de Facundo Manes. Foto Juano Tesone.

La realidad es muy distinta según desmenuzan cerca de Martín Lousteau. Aunque son igual de tajantes: “Gerardo Morales no tuvo ningún tipo de incidencia en los cinco principales distritos del país, que nuclean -calculan- alrededor del 80% de los votos”.

Ponen como primer ejemplo a la Ciudad de Buenos Aires, donde el gobernador jujeño apoyó a la lista de Adelante Radicales, promovida por Jesús Rodríguez y que llevaba como candidato a Adolfo Rubinstein que sacó 3,80% de los votos totales, pero en la interna de JxC quedó relegadísima contra los casi 575 mil votos de la lista de María Eugenia Vidal y Martín Tetaz, candidato de Lousteau, que también puso a Carla Carrizo en la boleta.

“En Santa Fe Lousteau apostó a la renovación con Maxi Pullaro y perdimos por un punto y medio, pero JXC incorporó 140 Intendentes que no estaban”, argumentan. “La segunda diputada nacional de la lista que quedó es Evolución, Vicky Tejada”, agregan y marcan que Morales jugó con José Corral, que quedó tercero, pero el jujeño dijo que sus referentes eran Barletta y Carolina Losada, los ganadores.

Su lectura sobre Provincia de Buenos Aires es radicalmente diferente a la de los radicales jujeños. “Dicen que Lousteau recorrió 15 distritos con Manes y Tavela, que va a ser diputada nacional”, explican, restándole importancia a la pelea que se generó con parte de la UCR que le pedía involucrarse más en la campaña.

“En Mendoza, triunfó Cornejo, de muy buen diálogo con Evolución y sin Morales participando; en Entre Ríos entra la segunda de Frigerio que es militante de Evolución. En Córdoba apostamos a la renovación partidaria con De Loredo y le ganamos a Negri, Morales, Macri y Carrió por 200 mil votos”, desgranan.

Sobre Valdés y su afinidad con el gobernador de Jujuy, solo dicen que el correntino estuvo cenando y celebrando el triunfo en El Mirasol junto a Lousteau, Tetaz, Vidal y la primera plana del PRO.

En Formosa, recuerdan que Lousteau fue personalmente a hacer campaña con Fernando Carbajal e hizo de las mejores elecciones con casi 30 puntos.

Recorrimos el centro de Formosa con los precandidatos de Juntos por el Cambio @FCarbajal2021 y Mili Maciel. La falta de alternancia hace que los dirigentes se apropien del Estado. Para cambiar los abusos se requiere coraje como hemos visto en estos meses en el pueblo formoseño. pic.twitter.com/wJqJdX97zH

— Martín Lousteau (@GugaLusto) August 31, 2021

Y marcan que, en Neuquén, Pablo Cervi fue una apuesta del economista e hizo una enorme elección, saliendo segundo con el 18,16%. Allí no hubo internas ya que no se dejó competir a Carlos Eguía, candidato de Elisa Carrió que fue por la Coalición Cívica y que quedó cuarto con 12,54%, sacando más votos que cualquiera de los tres postulante de la PASO del Frente de Todos.

Desde Evolución dicen que Lousteau es el único dirigente nacional al que los candidatos del interior quieren tener en sus distritos. Tracciona, por eso en el cierre de campaña de provincia Martin habló antes de los candidatos y Morales abrió el acto”, explican.

Hay además una brecha generacional, señalan y hablan de un “partido anquilosado” que está siendo “superado por un espacio renovador” que se apalancan en la Juventud Radical, la Franja Morada e intendentes que se identifican con el senador porteño.

“La diferencia entre Lousteau y Morales es el cambio actitudinal, queda atrás el partido de la comodidad y la resignación a ser minoría, que solo se dedique a su interna y otro que está mirando fronteras afueras de la UCR para crecer y ser una alternativa de cambio real”, le dijo a Clarín una fuente cercana a Lousteau.

De fondo siempre está la pelea por la conducción del Comité Nacional de la UCR y por ver quién sucederá a Alfredo Cornejo en ese sillón, que tras el buen resultado opositor del último domingo, se apreció muchísimo más de cara a 2023.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA