“Big Sky”, un thriller de David E. Kelly que rescata el clima peligroso del Lejano Oeste

La desaparición de dos jóvenes da inicio a la investigación de una agencia de detectives en el corazón de Montana, donde la policía parece actuar sin más ley que la propia.Fecha de publicación: 20 de noviembre 2021, 09:30hsLas protagonistas de la serie “Big Sky”. (Foto: ABC/Star+)Dos hermanas adolescentes viajan de muy buen humor por una…

“big-sky”,-un-thriller-de-david-e.-kelly-que-rescata-el-clima-peligroso-del-lejano-oeste

La desaparición de dos jóvenes da inicio a la investigación de una agencia de detectives en el corazón de Montana, donde la policía parece actuar sin más ley que la propia.

Las protagonistas de la serie “Big Sky”. (Foto: ABC/Star+)

Dos hermanas adolescentes viajan de muy buen humor por una ruta desolada en el corazón profundo de Montana porque van a visitar al novio de una de ellas. Un incidente rutero con un enorme camión hace la que conductora del auto decida reñir al otro conductor, acelera, se adelanta y cuando se pone a la par lo insulta. De inmediato queda claro que cometió un error muy grave y pronto sufrirá las consecuencias.

El camionero, Ronald Pergman (Brian Geraghty), es un hombre soltero de 38 años que poco antes secuestró a una prostituta, Jerrie (Jesse James Keitel), a quien conoció en una parada de camiones. Ahora, con la ayuda de una taser, reduce a las dos chicas que lo enfurecieron y las agrega a su carga.

Leé también: Llegó la tercera temporada de “You”: las obsesiones de una pareja peligrosa

Big Sky llaman a la zona donde ocurre esta historia, tan aislada y remota que evoca las películas del Lejano Oeste, donde rige la ley del revólver, mandan los dueños del pueblo y la policía suele estar comprada. En medio de este clima básicamente hostil, el detective privado Cody Holt (Ryan Phillippe) encara la búsqueda de las dos jóvenes desaparecidas: Danielle (Natalie Alyn Lind) y Grace (Jade Petty). Cody es un expolicía que ha sido echado de la fuerza por cuestiones de conducta y formó una agencia de detectives en sociedad con Jenny Hoyt (Katheryn Winnick).

Ryan Phillippe, uno de los protagonistas de “Big Sky”. (Foto: ABC/Star+)

Cassi Dewell (Kylie Bunbury) es la exmujer de Cody, también expolicía y se enfurece al enterarse de que Jenny, su mejor amiga, tiene un romance con su ex. Pero la pelea entre ellas es solo el principio.

Al investigar la desaparición de las dos jóvenes, los detectives se enteran de que secuestros como el de Jerrie que se vio al comienzo son muy frecuentes y sugieren una operación organizada. La investigación resulta difícil porque los matones del pueblo hacen todo lo necesario para desalentarla y los detectives deben enfrentar a policías de conducta extraña o jefes que los ignoran con indisimulado sarcasmo.

Big Sky es una producción de David E. Kelly, uno de los maestros de la televisión, responsable de éxitos como Ally McBeal, Los practicantes, Boston Legal y Big Little Lies, entre otros.

Con una excelente definición de los personajes, una interesante mirada sobre la mujer y una historia que va creciendo en complejidad y tensión, la serie presenta escenas de turbulenta violencia, otras de ominosa peligrosidad y también momentos de emoción, como el de las tres chicas secuestradas que para no sucumbir a la desesperación y mantenerse activas cantan divinamente el clásico gospel “Down To The River To Pray”.

Leé también: El creador de “El juego del calamar” anticipó que trabaja en una segunda temporada: “Hubo tanta demanda que no nos dejan otra opción”

Se proyectan por ahora dos temporadas -16 episodios en total- que en el final anuncian la llegada de la tercera con la sencilla palabra: “Continuará…” Puede verse por Star+.