Guzmán dijo que Cristina avala la propuesta y que no habrá devaluación

El ministro de Economía, Martín Guzmán, aseguró que la propuesta de acuerdo con el FMI tiene el aval de la vicepresidenta Cristina Kirchner, con quien dijo mantener un diálogo “fluido y muy valioso”. “Todos queremos un acuerdo sustentable. El endeudamiento con el FMI es un problema muy grave para la Argentina”, reconoció y dijo que…

guzman-dijo-que-cristina-avala-la-propuesta-y-que-no-habra-devaluacion

El ministro de Economía, Martín Guzmán, aseguró que la propuesta de acuerdo con el FMI tiene el aval de la vicepresidenta Cristina Kirchner, con quien dijo mantener un diálogo “fluido y muy valioso”.

“Todos queremos un acuerdo sustentable. El endeudamiento con el FMI es un problema muy grave para la Argentina”, reconoció y dijo que el país no tiene la “capacidad de hacer frente a los vencimientos tal como estaban programados. No hay forma. Buscamos poder financiar eso”. Sostuvo que para eso “hace falta un acuerdo, pero no cualquier acuerdo, porque firmar uno como el del gobierno anterior sería extremadamente dañino”.

“Hace falta un acuerdo, pero no cualquier acuerdo”

“Estamos haciendo nuestra parte, estamos trabajando con el staff del Fondo a nivel internacional para resolver un problema grave que se juega la Argentina”, dijo Guzmán en declaraciones radiales.

Señaló que el objetivo es “resolver este problema lo más pronto posible” y ratificó que el Gobierno “planea enviar al Congreso de la Nación aquello que refleje todos los entendimientos que alcancemos con el FMI”.

El titular del Palacio de Hacienda reiteró que el Gobierno busca concretar este año el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y precisó que el proyecto que se enviará al Congreso Nacional en la primera semana de diciembre incluirá los “entendimientos” a los que se arribó con el staff del organismo.

Aún cerrando con el FMI, la inflación para el 2022 sería más alta que la de este año

 

Guzmán resaltó que la negociación con el FMI incluyó “un marco conceptual bien diferente a lo que es estándar o usual”, en la relación del organismo con países que afrontan problemas en sus balances de pagos.

“El punto de partida, –explicó–, es entender que lo que ha detenido el crecimiento históricamente ha sido la falta de divisas; por lo tanto, ése es el principal escollo a superar, se debe articular un conjunto de condiciones macro con un rol para el Estado desde la política productiva y reglas de juego que favorezcan el desarrollo de los sectores con capacidad de generar divisas”.

El ministro sostuvo que “el programa anterior se basó en la premisa de que la contracción del gasto iba a generar un efecto de confianza, que eso iba a bajar el costo del crédito y atraer la inversión”.

“Eso no funciona, nosotros queremos que el Estado siga impulsando el crecimiento de la demanda para generar más capacidad productiva y un multiplicador más grande de la economía, como se da ahora mediante la inversión en obra pública”, detalló.

Al mismo tiempo, dijo, se apunta a “ordenar las cuentas públicas” sobre la base de que “el superávit fiscal virtuoso siempre es hijo del crecimiento, no del ajuste; recortar el gasto público no funciona y sería detener la recuperación”.

Guzmán sugirió revisar los comunicados del FMI luego de cada tratativa, durante el actual Gobierno, donde “se puede ver cómo se ha ido transformando desde una visión que preponderó en el programa de 2018 a donde estamos parados hoy, en cuanto al rol de la política monetaria y fiscal y al hecho de que la inflación es un fenómeno multicausal y no solo monetario”.

El ministro se refirió también a los cuestionamientos sufridos por la directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva: “por la dinámica en los últimos meses en la política internacional hubo disputas de poder que generaron dudas, ruidos y que afectaron su figura en un momento en el cual estuvo bajo ataque. Hoy la situación está más estable”, concluyó.

Enfático, Guzmán descartó una devaluación. “No va a haber devaluación”, sostuvo el ministro de Economía, Martín Guzmán, al referirse al avance que están teniendo los dólares financieros, que ya superan a la cotización del dólar blue y éste último volvió a trepar.

El ministro volvió a insistir en que la inflación irá desacelerándose este mes en curso y en los siguientes y que la economía argentina crecerá este año y el que viene. Para noviembre, dijo esperar que haya una “reducción tanto de la tasa de inflación intermensual como de la interanual”.

“Esperamos en todos los próximos meses que se vaya verificando una reducción de la tasa de inflación”, señaló y explicó que están llevando adelante todas las gestiones necesarias para también estabilizar el precio de lo que son los productos clave en la canasta básica.

“En promedio el salario viene ganándole a la inflación en cuatro puntos”, afirmó el jefe del Palacio de Hacienda.

También te puede interesar