lunes, 15 abril, 2024
InicioPolíticaReglas de juego claras: el pedido de un grupo poderoso de empresarios...

Reglas de juego claras: el pedido de un grupo poderoso de empresarios argentinos en una reunión con pares italianos en Roma

Alrededor de 40 empresarios argentinos viajaron con el presidente Javier Milei a Italia y participaron de un encuentro con sus pares del sector industrial, organizado por la canciller Diana Mondino. El objetivo de la reunión fue tender puentes para incentivar un mayor lazo comercial entre ambos países.

En la sede de la Confederación General de la Industria Italiana (Confindustria), la vicepresidenta de la entidad, Bárbara Beltrame Giacomello, hizo de anfitriona de la comitiva argentina, compuesta por el titular de la Unión Industrial Argentina (UIA), Daniel Funes de Rioja; el presidente de la Asociación Empresaria Argentina (AEA), Jaime Campos, y el presidente de la Asociación de Jóvenes Empresarios, José Luis Acevedo.

También formaron parte de la delegación empresarial argentina Hugo Sigman, del Grupo Insud; Alejandro y Marcos Bulgheroni, de Pan American Energy Group (PAEG); Alejandro Elsztain, presidente de IRSA; Luis Ureta, vicepresidente Ejecutivo de Globant en Europa; Cristiano Rattazzi, de la empresa Modena, y Marcos Pereda, vicepresidente de la Sociedad Rural.

Hay más de 300 empresas italianas en la Argentina, pero podemos decir que hay más de 24.000 empresas de origen italiano o ítalo argentino. Por ello, Confindustria es un socio estratégico en esta y otras agendas. Juntos trabajamos para dinamizar la transferencia tecnológica, las buenas prácticas empresariales, las estrategias para la sustentabilidad productiva que abren oportunidades al comercio y en las cadenas globales de valor”, dijo Funes de Rioja en el encuentro.

Confindustria representa a las empresas manufactureras y de servicios en Italia. En otras palabras, es la UIA italiana. Agrupa a más de 150.000 pequeñas, medianas y grandes empresas (5,3 millones de empleados) y a 215 asociaciones. En total, sus miembros representan el 34% del PBI de Italia, y tiene delegaciones en Europa, África, el Mediterráneo, Oriente Medio y Rusia.

Marcos Bulgheroni, CEO de Pan American Energy Group (PAEG), y su tío Alejandro fueron parte de la delegación empresaria argentina

Para lograr un mejor vínculo entre ambos países, Funes de Rioja dijo que tener “reglas de juego claras y transparentes; un entorno favorable regulatorio para la creación de empresas y de empleo; un sistema fiscal y laboral que alienten la formalización de la economía y del trabajo; un vínculo permanente y realista entre educación y empleabilidad, con diálogo social, e integración e inclusión social constituyen los pilares del compromiso”.

Además, señaló que “los fuertes vínculos históricos que testimonian la presencia italiana en el desarrollo de la industria argentina muestra que hay potencial concreto para afianzar estos lazos, fortaleciendo el comercio bilateral y atrayendo inversiones, a la luz de los nuevos desafíos y oportunidades que presenta la Argentina para el sector productivo, como disponibilidad de energía, recursos mineros, tradición industrial, recursos humanos calificados, entre otros activos”.

Mondino, por su parte, dijo que “el Gobierno ha establecido como prioridad profundizar la internacionalización de la economía argentina a través de sus empresas, que son el eje dinamizador y transformador de la realidad comercial y, por lo tanto, responsable directo del crecimiento del país, el empleo y las exportaciones. La internacionalización empresarial es la herramienta más eficiente que posee un país para recuperarse, crecer y alcanzar mayores niveles de competitividad”.

“En los últimos 15 años, la Argentina ha sido una importante plataforma para la creación y el crecimiento de nuevos unicornios, con empresas valuadas en miles de millones de dólares. Según información especializada, actualmente la Argentina cuenta con 16 empresas unicornio [que valen más de US$1000 millones] y otras cinco próximas a unirse a este grupo”, explicó.

En 2022, las exportaciones argentinas de servicios basados en el conocimiento crecieron 18,9% y alcanzaron los US$8283 millones, lo que representa el 57% de las exportaciones totales de servicios y el 8% de todas las exportaciones argentinas. El sector presenta una balanza comercial positiva de US$164 millones.

“Tenemos un importante espacio además para potenciar las oportunidades de negocios e intercambio entre nuestros países en los sectores de diseño, audiovisuales, artes visuales y editorial”, dijo Mondino.

“El Gobierno está abocado a generar las condiciones para que los inversores canalicen sus recursos y aprovechen la ventana de oportunidades de negocios que ponemos a disposición. La Argentina puede competir internacionalmente por su capital humano, el nivel de calificación de su fuerza de trabajo, la experiencia exportadora y el stock de capital natural. Todo esto brinda una base ideal para estimular los ecosistemas empresariales”, agregó.

Previamente, Mondino recibió en la residencia oficial de la Argentina en Italia a la Secretaria General del Instituto Ítalo – Latinoamericano (IILA), Antonella Cavallari, a quien agradeció los esfuerzos que Italia lleva adelante para fomentar las relaciones de Europa con nuestra región. La canciller destacó que la Argentina quiere seguir fortaleciendo sus históricos vínculos con Italia y, en términos económicos, el Gobierno está interesado en aumentar y diversificar sus exportaciones, y en reconstruir la confianza de los inversores.

“La Argentina tiene un gran capital y un enorme potencial en sus recursos humanos para cooperar con la seguridad alimentaria y energética del mundo. Necesitamos fortalecer el funcionamiento de la economía para que los mercados vuelvan a confiar en nosotros, y para ello es clave el papel que pueda desempeñar el Instituto”, dijo la canciller.

LA NACION

Conocé The Trust Project

Más Noticias