lunes, 15 abril, 2024
InicioEconomíaPacto de Mayo: cuál es la situación económica de cada una de...

Pacto de Mayo: cuál es la situación económica de cada una de las provincias

En el camino del gobierno, hacia el intento de aprobar en el Congreso una Ley de Bases más acotada, para avanzar luego en la firma del Pacto de Mayo en Córdoba, es importante analizar en qué situación económica están las provincias argentinas y cuáles serán las estrategias que utilizarán los gobernadores y el ejecutivo para lograr sus objetivos de negociación.

Con respecto a la situación económica, hay que señalar que entre 2011 y 2022, la economía argentina solo creció un 1,8 % en términos reales, con subas y bajas entre esos años.

2020: la caída más fuerte de la economía

La caída más fuerte se registró en el 2020 en la pandemia con una reducción del 12 % del PBI. En relación a la evolución del crecimiento económico de las provincias, de acuerdo a un reciente trabajo de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), en la última década las provincias de Neuquén, Santiago del Estero y Jujuy registraron el mejor desempeño económico entre 2011 y 2022.

En cambio, Catamarca, Mendoza y CABA se encuentran dentro de las provincias que peor performance tuvieron.

En la actualidad, el tamaño del PIB per cápita, es menor que el de hace poco más de una década. «Más aún, el diagnóstico probablemente empeore cuando se obtengan los datos del 2023, un año atravesado por la histórica sequía que vivió Argentina» dice el estudio de la BCR.

En dicho estudio, se tuvieron en cuenta distintas variables que influyeron fuertemente en su desempeño, como el hecho de que entre los censos del 2010 y 2022 se dió un crecimiento de población de más del 14%, lo que equivale a cerca de seis millones de habitantes más.

En el gobierno creen que la nueva propuesta de la Ley de Bases se aprobará sin cambios cuando se vuelva a debatir en el Congreso

El PIB es un indicador que combina sectores económicos y regiones que pueden tener comportamientos de lo más disímiles entre sí.

El trabajo de la BCR indica que desde el 2011 al 2022 la actividad económica en las provincias de Neuquén, Santiago del Estero y Jujuy creció 57%, 23% y 22%, respectivamente, siendo las tres provincias de mejor desempeño en particular Neuquén por el impacto del yacimiento de Vaca Muerta.

En tanto, que las economías de Catamarca, Mendoza y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires cayeron 10,5%, 7,6% y 6,1%, respectivamente, entre el 2011 y el 2022. Estas tres son las que más cayeron en ese periodo.

Por su parte, Santa Fe mostró una caída próxima al 1% del 2011 al 2022, impactada por la caída de la actividad agropecuaria, el sector que más cayó en términos absolutos.

En ese aspecto, el trabajo destaca que: «Hubo múltiples factores que llevaron a que el sector de la Agricultura y la Ganadería muestren una baja del 3% en este período para toda la Argentina.

Este sector mostró caídas del 16%, 7% y 5% en Santa Fe, Buenos Aires y Entre Ríos, respectivamente, y creció un 16% en Córdoba y un 47% en Santiago del Estero.

Sin embargo, estos volúmenes relativos deben ponerse en perspectiva con el peso de cada jurisdicción en la economía argentina.

En este sentido, la caída de actividad económica más fuerte del período 2022-2011 es la de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Por otro lado, el estancamiento económico impacta con especial preponderancia en Santa Fe, una provincia que lucha con un gran problema como la inseguridad por los carteles de la droga que se han instalado en estos últimos años.

El futuro «Pacto de Mayo» según el presidente, tendrá como objetivo establecer las 10 políticas de Estado

Hace dos décadas esa provincia representaba el 8,5% de la economía nacional, mientras Córdoba era el 7,8%. Al cierre del 2022, las proporciones se invirtieron, con Córdoba con el 8,5 % y Santa Fe con el 7,8% del PIB.

En relación con la población, el trabajo de la BCR muestra que sólo cuatro provincias lograron crecer en términos de producto per cápita en el período 2011-2022: Neuquén, Jujuy, Santiago del Estero y Misiones.

Por otro lado, las mayores caídas en producto per cápita provincial se registraron en Tierra del Fuego, Catamarca y San Juan, mientras que el producto por habitante en Santa Fe cayó un 10,6% en este período.

En términos de equidad territorial, según el estudio de la BCR, resulta paradójico que Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba, las provincias que originan el 75% de las exportaciones de bienes del país, vean su producción gravada fuertemente por derechos de exportación.

«Con especial énfasis sobre su sector agroindustrial, se extraen recursos de la producción y la exportación, sin que ello redunde en mejoras en la prestación de bienes públicos para dichas regiones» señala el estudio.

Estas provincias son jurisdicciones de ingreso per cápita medio respecto del total nacional. Este grado de presión fiscal recorta los ingresos a personas y organizaciones, impidiendo la reinversión a nivel regional.

«El recorte del crecimiento por falta de reinversión se anota como uno de los factores que explican el estancamiento de los últimos» señala el informe.

El escenario de negociación entre el Gobierno y las provincias

Con respecto al futuro de la negociación entre el gobierno y las provincias hay que destacar que el sábado, un día después de que se concretara la reunión entre los representantes del Gobierno nacional y los gobernadores en la Casa Rosada el ministro del Interior, Guillermo Francos, se mostró satisfecho y aseguró que: «El encuentro se desarrolló con un muy buen diálogo» entre las partes.

Ante este escenario, desde el gobierno creen que la nueva propuesta de la Ley de Bases se aprobará sin cambios cuando se vuelva a debatir en el Congreso, pero desde el otro lado no estarían tan convencidos.

Aunque una gran parte de los gobernadores, por lo menos los 10 de Juntos por el Cambio, a los que se sumarían los gobernadores de Tucumán y Salta y Corrientes, estarían del lado de Milei.

En el encuentro del viernes pasado, el Gobierno representado por el jefe de Gabinete Nicolás Posse y el propio Francos les ofreció a los gobernadores aumentar la recaudación tributaria a través de la restitución y modificación del Impuesto a las Ganancias, pero varios mandatarios mostraron disidencias y no hubo acuerdo.

Sobre este punto, Francos explicó que: «Los gobernadores de las provincias patagónicas son los que están en contra de la propuesta«.

Por otra parte, los negociadores del gobierno les habrían manifestado a los gobernadores que aspiran a que la suma de ingresos anuales de todos los distritos llegue por lo menos un punto del PBI o unos 5.000 millones de dólares.

En ese aspecto, Francos manifestó que: «Les presentamos a los gobernadores la versión de la Ley Bases sobre la que había consensos y decidimos avanzar con todos esos aspectos que tienen consenso parlamentario».

Milei utiliza el mecanismo del árbol decisorio para llegar a su objetivo

El futuro «Pacto de Mayo» según el presidente, tendrá como objetivo establecer las 10 políticas de Estado que el país necesita para abandonar la senda del fracaso y comenzar a recorrer el camino de la prosperidad en los próximos 100 años.

En tono desafiante respecto a ese aspecto, Milei manifestó el 1 de marzo en la Asamblea Legislativa: «Esta es la oferta que nosotros ponemos sobre la mesa: quedará en ustedes y en el resto de la dirigencia argentina saber aprovechar la oportunidad de cambiar la historia; o de lo contrario pretender continuar por este camino de decadencia, por el cual nos han traído ese día».

La gran duda de la mayoría de la sociedad está puesta en saber si el gobierno logrará aprobar una Ley de Bases más reducida en el Congreso o si volverá a tener que seguir el camino sinuoso del permanente conflicto que Milei plantea en su esquema del árbol decisorio. Esta teoría que él esgrime le permite buscar un nuevo camino para lograr su principal objetivo que es la aprobación de Ley de Bases para llegar luego al Pacto de Mayo.

Más Noticias